Impresionante... se nota que hay tiempo y pensamiento invertido....y bien bonita la casa. No habia visto ninguna imagen.

Y los anteojos son Alain Mikli?

Saludos.